Leonardo Mallea: el doble de Vicentico candidato a CORE por Maipú

Conversamos con este cerrillano, doble de Vicentico y músico en diversos otros proyectos, quien junto con militar en el Frente Amplio destaca su sintonía con el Partido Comunista.

LeoMallea1

Leonardo Andrés Mallea Zapata es candidato a CORE por la circunscripción provincial Santiago III, que comprende las comunas de Cerrillos, Estación Central y Maipú. Va como independiente apoyado por el pacto que conforman los partidos Poder y Ecologista.

Cerrillano de toda la vida, vecino de la población San Martín, entre otras características revela tener una capacidad de imitación similar a la de Kramer, la que lo ha llevado a ser el doble de Vicentico incluso en un programa de TV y a liderar el tributo chileno a la banda trasandina Los Fabulosos Cadillacs llamado Los Cadillacs Pirata, hoy también se luce como líder de la banda Manual de Carroña.

Casi como Condorito, ha pasado por todas: Técnico en computadores, mecánico, gestor cultural, músico, dirigente social y harto más es lo que ha construido la trayectoria de Mallea. Cuando le pedimos que se presente, esto es lo que nos relata:

Estudié en la Escuela Industrial Particular de Cerrillos, conocida como “La Cacharrito”, donde me especialicé mecánica, área en la que trabajé un tiempo, tras ello estudié Armado de Computadores gracias al programa Chile Joven lo que me permitió trabajar 4 años en la Universidad del Desarrollo y otros 4 en la Academia de Humanismo Cristiano como encargado de laboratorio y técnico en mantención de equipos computacionales, en esa época hacía canciones con mi guitarra y mi armónica pero eran pa mí nomás, no las compartí con nadie, principalmente por un declarado pánico escénico y una gran timidez.

¿Y cómo lograste armarte del valor que requiere subirse a un escenario?

Por el año 2010, cuando se perfilaba Arturo Aguirre como alcalde en Cerrillos, mi papá —que siempre fue bien metido en política y trabajaba en sus campañas— hizo un asado en la casa donde terminé cantando temas de Leonardo Favio y de Vicentico, mi viejo cachaba quizá que yo tenía aptitudes y que la música me gustaba, recuerdo que le dio harto color con que tenía a un tremendo artista que iba a sorprender, los tenía a todos metidos cuando me presentó, ni yo cachaba que se refería a mí, recuerdo que estaba haciendo un registro audiovisual cuando tuve que apechugar nomás y ponerme a cantar, dejé la cámara tirada y me embalé, me encantó esa experiencia, parece que la gente que estaba allí percibió eso y también les gustó, tanto así que me invitaron a las siguientes actividades de campaña.

Hubo una actividad en particular, en el Centro Cultural Cerrillos, donde el vínculo con lo musical para mí tuvo una especie de despegue, recuerdo haber cantado unos temas de Leo Dan y la gente se motivó muchísimo, el mismo Pepe Auth me pidió que siguiera así que agarré vuelo, canté algunas de Los Prisioneros y hasta me aventuré a presentar temas propios, esa aceptación hizo que fuera tomando confianza como cantante, al punto que de ahí en adelante cerraba yo todas las actividades en el Centro Cultural.

LeoMallea2

Los 15 minutos de fama

Mallea fue el doble de Vicentico en un conocido programa de talentos y aunque resulte difícil encontrar la conexión, esta experiencia —nos revela— le hizo de algún modo reencontrarse con toda una tradición de vocación social que recibió de su padre y de su familia, así se refiere a aquel episodio:

Mi papá era militante del PC, de la vieja escuela, de él heredé un gusto por lo social sin duda, durante toda mi infancia me relacioné con la orgánica comunista, me gustaba y representaba caleta, tanto que quise muchas veces ser militante yo también, de hecho creo firmemente que alguien con formación comunista es un aporte excepcional en cualquier articulación ciudadana, conocer el funcionamiento comunista es una tremenda escuela política, en cualquier instancia que requiera de organización y compromiso.

Por otro lado y aunque no lo creas lo que finalmente hizo que me metiera de lleno en lo social y político, en la representación popular, en sacar la cara por un barrio, por los vecinos, fue mi paso por el programa “Yo Soy”, trasmitido hace unos años por Megavisión, donde fui doble de Vicentico.

¿En qué momento exacto decidiste ser candidato, de qué manera se gestó aquella decisión y qué proyectas si eres electo?

Me lo propuso Claudia Mix, ex candidata a la alcaldía en Maipú y actual candidata a diputada por nuestro distrito, gran amiga por lo demás, a quien conocí en una de las muchas luchas que los vecinos del distrito hemos dado en las calles, en mi caso desde Cerrillos Abre Los Ojos (CALO) agrupación que levantamos junto a diversos Cerrillanos de mirada crítica y convicción por el bien común.

Me costó mucho tomar la decisión, había recibido antes propuestas para ser candidato a concejal en Cerrillos, pero las había desechado, sentía que mi espacio estaba en la organización social más que desde un cargo de representación, estaba además bastante desilusionado de los partidos en general, desconfiado de los movimientos políticos que se estaban gestando.

Conversé con mi familia, amigos, con los compas de CALO, pero el empujón final fue una conversación con mi viejo, me transmitió que asumir una candidatura como esta era hacerse cargo de una lucha que tanto él como yo veníamos dando hace rato, por el barrio, por los vecinos, por la comuna, por otro lado me hizo sentir que efectivamente es hora de que tipos de la calle, de la población, aspiren a cargos de relevancia y de representación.

Como CORE lo que haré es tomar decisiones incluyendo las visiones de los actores sociales, de la gente de la calle, de las poblaciones, trabajar con y para ellos, se trata del lugar ideal para desarrollar esa visión ya que el trabajo del CORE implica un vínculo directo con la cotidianidad de todos los vecinos, con la realidad más próxima e inmediata, esa que se construye a diario desde nuestros barrios, y es hora de que el barrio sea quien la lleve.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.